notas

Inserción Laboral – Como hacer un buen Currículum

Inserción Laboral

Quizás Ud. no tenga dudas y sabe confeccionar su Curriculum Vitæ para responder a un requerimiento profesional o laboral, por tanto, sirva la presente nota para agregar, si cabe, algún dato de interés para optimizar su confección. Si, en cambio, Ud. duda al intentar confeccionar su CV me consideraré cumplido si al concluir esta lectura algunas dificultades se disiparon y se halle en condiciones de presentar un buen producto.

Habrá de considerarse un CV adecuado y preciso el que sirva como carta de presentación y dé respuesta cabal a lo requerido, explícita o implícitamente, en el llamado que se intenta responder. Su confección obedecerá a determinadas reglas que ayudarán a exponer las capacidades y aptitudes que serán evaluadas preliminarmente. La presentación del CV podrá ser abreviada o extensa, pero ambas formas deberán ser redactadas con claridad y sencillez en el modo de expresar los conceptos.

No es útil el ‘curriculum único o estandard’ que otorga similar respuesta a los diferentes llamados que se intente responder. Todos y cada uno  de los CV deben ser específicos, podrán contener elementos básicos y comunes, pero la clave de distinción estará en los elementos alternativos que habrán de utilizarse en cada presentación en particular.

Los componentes posibles de un CV son:

Nota manuscrita de presentación

Datos personales

Despliegue de títulos habilitantes

Capacitaciones especializadas (idiomas, cursos, seminarios)

Exposiciones presentadas o realizadas (docencia, investigación)

Antecedentes laborales

Experiencia laboral (cargos ejercidos, áreas de desempeño)

Referencias personales, comerciales

Disponibilidad

Detalle de las aptitudes personales

La mayoría de los ítems referenciarán a las capacidades e instrucción adquiridas por estudios y/o experiencia previa, y dos de esos ítems la nota manuscrita de presentación, y el detalle de las aptitudes personales– serán los que brinden la característica singular al contenido del CV, y deben ser especialmente considerados.

En ambos ítems se desarrollarán aquellos aspectos caracterológicos y de personalidad que completarán adecuadamente el perfil de postulación. Estos aspectos son fácilmente reconocidos individualmente mediante el concurso que proporciona la Evaluación Psicológica, completando así el bagaje de percepción y estima personal que se transmitirán acrecentando cualitativamente el CV.

La debida atención otorgada a cada uno de los componentes del CV y, en especial, a los que habrán de singularizar la presentación, será la clave para que el postulante devenga en candidato, y pueda avanzar en el proceso de selección-incorporación.